5 tips para disfrutar de un invierno saludable

5 tips para disfrutar de un invierno saludable

Estamos a poco tiempo de la llegada del invierno y con él, las bajas temperaturas, la lluvia, y en algunos rincones del país la nieve. Es un hecho que en esta temporada del año, somos más propensos a sufrir enfermedades respiratorias, sobre todo los niños, y el catarro y la gripe se vuelven el pan de cada día. Por eso, es recomendable tomar ciertas medidas para sobrellevar de mejor manera esta temporada fría.

 

  1. Reforzar hábitos de higiene

Los virus que causan los resfríos y la gripe circulan con mayor frecuencia en esta temporada. Por ello, es importante que invites a los niños a lavarse las manos constantemente, a evitar tocarse los ojos, la boca y nariz para disminuir el riesgo de contagio. Además, es recomendable cubrirse la boca con el brazo, al momento de estornudar o toser, para no propagar más los gérmenes.

 

  1. Evitar cambios bruscos de temperatura

Entrar y salir de ambientes con climas extremos es perjudicial para la salud, así que no te excedas con la calefacción. Estamos de acuerdo que en los días de frío intenso subir la calefacción resulta siempre una solución, pero debes tener en cuenta que la temperatura del lugar tiene que estar en torno a las 22°C, además de ventilar periódicamente el ambiente.

 

  1. La hidratación es fundamental

Una buena hidratación es clave para que nuestros sistema inmunológico funcione correctamente, aparte de aliviar las secreciones que se producen por las enfermedades invernales.
Ofrece agua a tu pequeño constantemente, aunque la rechace, debe tomar líquidos frecuentemente. No lo fuerces a comer, si está acatarrado es probable que no tenga apetito.

 

  1. Aumentar el consumo de vitaminas

Para contrarrestar los efectos negativos del invierno, es necesario aumentar la ingesta de vitaminas A, C y D, mediante los alimentos adecuados.

 

No conviene forzar a comer a los pequeños, pero sí puedes ofrecerles zumos y frutas. El yogur es también una buena opción, pues es un alimento muy completo que ayuda a mantener en buen estado la flora intestinal, alterada por las infecciones o por el uso de medicamentos.

 

  1. Utilizar la ropa adecuada

El truco de las capas funciona, si hace mucho frío, ponle gorro, bufanda, guantes y ropa de abrigo, para aumentar las capas o disminuirlas según la temperatura a lo largo del día, o al pasar de espacio abierto a cerrado o viceversa.

 

________________________

Por último, aunque haga frío, déjale jugar al aire libre. Si se siente mal, no le apetecerá salir, en cambio, si te lo pide, es porque se encuentra bien, y tenerlo en casa no solucionará nada.

Recuerda que debes acudir al médico si tu pequeño presenta temperatura mayor de 38 grados, respiración ruidosa o dificultosa.

 

Categories: Blog