Huerto Casero, más que una moda

Huerto casero

El huerto casero está lejos de ser una moda pasajera ya que a través de él podemos enseñarles a nuestros hijos las bondades de la naturaleza y los regalos que esta nos trae; ¡sus frutos!

Además de acercarnos al mudo de las plantas, el huerto es también un espacio que trae consigo múltiples beneficios:

 

Salud física y mental

  • Tiempo de calidad con nuestros hijos. El huerto nos permitirá trabajar en equipo. Cada miembro de la familia tendrá una tarea que realizar y la recompensa se verá en la cosecha.
  • Desarrollar la paciencia. Si quieren sembrar en casa, tendrán que aprender a esperar a que el fruto esté listo para recolectar. ¡Esta espera no deja de ser siempre emocionante! Nos permite observar la evolución de nuestras nuevas plantas
  • Nuevos sabores en nuestra mesa. Poner en el plato comida nueva siempre es un reto. La manera más fácil de acercar a los pequeños al mundo “tenebroso” de los vegetales puede ser si estos salen de nuestro propio jardín y como resultado del trabajo en familia.
  • Según la edad de nuestros chiquitines, se les pueden asignar diferentes tareas como regar, revisar las hojas por si aparece algún “bicho”, eliminar malas hierbas, o estar pendientes de cuando las semillas germinan. Sentirse capaces de realizar alguna tarea por sí mismos les ayuda también a potenciar la autoestima.
  • Enfrentarse a la adversidad. A veces vendrá una tormenta de viento y granizo que destruya las tiernas plantitas, y debemos enseñar a los chicos a no desanimarse, volver a plantar y seguir adelante.
  • Relajante. El estar en contacto con la tierra y el agua es un ejercicio sensorial que nos relaja a todos. Este espacio nos hará fijarnos en esos pequeños detalles que solo la naturaleza nos puede regalar.Huerto casero

  Tal vez te pueda interesar Tips para inculcar buenos hábitos 

Aquí te dejamos las claves para poder tener en poco tiempo un gran huerto casero:

  • Al principio es recomendable combinar cultivos de ciclo corto, que puedan cosecharse rápido (como los jitomates cherry), o con plantas que compremos ya desarrolladas, como las aromáticas, y de las que podamos recoger hojas desde el primer día (albaca, perejil, menta, cilantro, manzanilla)
  • Buscar un espacio, ya sea balcón, patio, terraza o jardín, que cuenten con al menos 5 horas de luz al día y poca corriente de aire.
  • Para iniciar el huerto no tenemos que gastar, podemos usar material de reciclado como latas o cajones de madera o plásticos.
  • La clave para que nuestras plantas sobrevivan está en el riego. Una forma de saberlo es regar hasta que el agua comience a circular por debajo.

Como lees, un huerto es muy fácil de tener. ¡Buena suerte!

Categories: Blog